Consejos para reducir el riesgo de incendios en viviendas durante el confinamiento

El riesgo de producirse un incendio en las viviendas está aumentando exponencialmente en las semanas de confinamiento decretado por el coronavirus. La ocupación máxima de las viviendas, permanecer todo el día en casa y la conexión de numerosos aparatos eléctricos hace que tengamos que ser extremadamente cuidadosos en estos momentos.

Por ello el Cuerpo de Bomberos de la Comunidad de Madrid insiste en considerar los consejos básicos de seguridad en las comunidades de propietarios, especialmente en la importancia de mantener las puertas cerradas antes y durante un posible incendio.

Y es que, el miedo al contagio por COVID-19 al tocar los pomos de las puertas, está provocando que las puertas de los vestíbulos de garajes y escaleras comunes en las comunidades de propietarios se mantengan abiertas (incluso mediante el uso de cuñas), lo que en caso de incendio favorece la propagación del fuego y el humo a otras plantas del edificio.

Desde el Colegio Profesional de Administradores de Fincas de Madrid se recuerda, asimismo, a los vecinos, no arrojar ceniza ni colillas para evitar incendios.

Así pues, Bomberos de la Comunidad de Madrid aconseja adoptar las siguientes medidas básicas de prevención y autoprotección:

  1. Mantenga las puertas de vestíbulos y escaleras siempre cerradas.
  2. En caso de incendio intente mantener la calma y llamar al teléfono de emergencias 112.
  3. No salga de casa si hay humo en la escalera. Quédese en casa y hágase ver desde el exterior como le sea posible. Si tiene algún problema de movilidad o está enfermo, comuníquelo al teléfono 112. Si conoce algún vecino en esta situación comuníquelo a los servicios de emergencias.
  4. Si el incendio es en su propia casa, al salir cierre las puertas: de la habitación incendiada, la puerta de su casa (coja las llaves) y la de la escalera o vestíbulo. Evitará la propagación del incendio dentro de su propia casa y al resto de viviendas.
  5. No anime al resto de vecinos a evacuar. Es preferible que permanezcan en sus casas con las puertas cerradas, poniendo toallas/ropas húmedas tapando las ranuras, hasta que lleguen los bomberos y siga sus instrucciones.
  6. Si su comunidad dispone de extintores, tenga localizado el más cercano y utilícelo si sabe y puede hacerlo con seguridad (si el fuego es pequeño) y cierre después la puerta.

​Además, puedes visualizar el vídeo de prevención elaborado por el Cuerpo de Bomberos de la Comunidad de Madrid.

Por su parte, desde la Tecnifuego, la Asociación de Protección contra Incendios, recomiendan también los siguientes consejos prácticos, como:

  • Revisar periódicamente la instalación eléctrica.
  • No cargar en exceso los alargadores eléctricos y multienchufes.
  • Si no disponemos de demasiados enchufes, dejarlos descansar periódicamente.
  • Desenchufar todos los aparatos eléctricos al irnos a la cama. No dejar el móvil conectado durante muchas horas.
  • No dejar velas encendidas sin vigilancia.
  • No dejar la sartén / cazuela al fuego sin vigilancia.
  • Extremar la precaución con los niños.

 

Compartir